Jueces deciden que Uber no es contravención

Absuelven a un conductor de la plataforma a quien le habían imputado ejercer una actividad sin permiso

0

El poder judicial en lo penal, contravencional y de faltas porteño decidió que el chofer conductor de Uber no incurrió en una contravención. Así dejó firme la legalidad del sistema de transporte por plataforma o app, sujeto a reglamentación por razones de seguridad u orden público, publicó el portal iJudicial.

 

La legalidad del transporte privado

Hoy un juez de la Ciudad absolvió a un conductor de Uber, a quien le imputaron una contravención. En efecto, tras celebrar la audiencia oral, el juzgado n.° 7 en lo penal, contravencional y de faltas de la Ciudad auto dijo que el chofer no realizó una actividad sin permiso en la vía pública (art. 6.1.49 segundo párrafo y 4.1.7 de la ley 451, código contravencional).

El juez entendió que la conducta es atípica en el marco de la misma, dado que la actividad se constituye en un contrato de transporte privado innominado regulado en el Código Civil y Comercial de la Nación con contratos conexos (causa “B.M., A. sobre 6.1.49 Bis – Prestación de servicio público de taxis sin habilitación”).

En primer lugar, el juez recordó que la corte federal había ratificado la legalidad de la empresa UBER, “considerada en las instancias previas como una actividad comercial lícita”, cuando rechazó la queja del Sindicato de Peones de Taxi en agosto de este año.

Es decir, se permitiría esa empresa o cualquier transporte privado por medio de apps, más allá de la reglamentación que pueda dictarse. Como fundamento el juez también citó otros precedentes del mismo fuero que declararon la inexistencia de la contravención en términos del artículo 86 de dicho código.

Sin embargo, sostuvo que la licitud y la atipicidad de la conducta en faltas “en nada impide a que el Estado entienda pertinente reglamentar su ejercicio en cierta medida en miras a preservar el orden público y la seguridad (art. 28 y 42 CN)”, tal como lo hizo la provincia de Mendoza recientemente, “pionera en el país en la materia de adecuación normativa en materia de transporte por plataforma digital, quien por Ley 9.086 creó la figura del ‘Transporte Privado a través de Plataformas Electrónicas’”.

El juez Buján cerró la audiencia haggiornarse al uso de las nuevas tecnologías; adaptando y reglamentando lo pertinente para la utilización segura de las mismas sin menoscabar el derecho a la actividad comercial de los ciudadanos; así como de elección de los usuarios. Los derechos constitucionales deben reglamentarse, pero no prohibirse, entendieron. A continuación algunas capturas del caso publicado en iJudicial.

Este fallo no necesariamente indica que Uber es legal, pero al menos para este caso, dijo el juez, no constituye una contravención. El Estado sí puede pedirle que pague los imputestos o dictar una reglamentación, pedir ciertos requisitos razonables, en aras de la seguridad, el bien común y el bienestar general. Veremos cómo sigue la película.

 

 

 

Deja una respuesta

Enviar comentarios sobre la nota. Su dirección de correo electrónico no será publicada. Esta sección no es para realizar consultas ni asesoramiento legal, que debe procurarse abogado/a.