Tres claves para evitar accidentes con la electricidad en casa

La electricidad es energía. Bien conducida es un gran beneficio pero es importante tomar recaudos para prevenir accidentes que pueden ser muy costosos. Daños materiales y daños a la salud en caso de generar cortocircuitos o por instalaciones defectuosas.

Si bien la responsabilidad de la distribuidora de luz se limita a las conexiones exteriores a la línea de edificación, es importante tener en cuenta algunos consejos prácticos que ofrece la firma Edenor:

 

  1. Llamar a un electricista matriculado

Un profesional idóneo es quien más sabe acerca de cómo realizar una instalación o reparación. Incursionar en el ámbito de la energía requiere capacitación previa y medidas de seguridad, tomar recaudos. Importante pedir seguro y controlar que el profesional cuente con equipo de seguridad para la tarea.

“Antes de realizar alguna reparación, asegurate que la instalación eléctrica cuente con los materiales adecuados, que el tipo de interruptor que desconecta el circuito sea el indicado y que la conexión sea la correcta”, explican desde Edenor. 

Antes de hacer una reparación, desconectar el flujo eléctrico, bajar la llave térmica para evitar riesgos.

  1. Conexiones, fusibles y disyuntores

Se recomienda evitar conexiones con triples. “No enchufes muchos electrodomésticos en un mismo tomacorriente, ya que los cables de la instalación pueden sufrir una sobrecarga y provocar cortocircuitos”, recomiendan desde Edenor. Y agregan desde la compañía que debería evitarse el uso de extensiones o derivaciones improvisadas.

Además, deben instalarse llaves térmicas y disyuntores diferenciales. Cada cierto tiempo testearlos según especificaciones del fabricante.  Tanto estas como el cableado deben tener una carga acorde al circuito eléctrico, equipos y aparatos a instalar.

Comprar materiales eléctricos sólo en comercios, y no en puestos callejeros porque es probable  que  vendan productos de dudoso origen y calidad. Los materiales deben ser fabricados bajo normas IRAM o IEC y contar con el Sello de Seguridad.

  .

 

 

 

  1. Instalar solo artefactos certificados

Tanto el cableado como los artefactos deben estar homologados. Hay normas técnicas, ej. IRAM, que certifican la calidad y la seguridad, estándares mínimos.

El equipamiento eléctrico de baja tensión que se comercialice en Argentina debe contar con una certificación que acredite el cumplimiento de los requisitos esenciales de seguridad.

Las certificaciones exigidas por la presente resolución deberán acreditar que los productos alcanzados por la misma cumplan los requisitos de seguridad establecidos por la Norma IRAM correspondiente. En caso de inexistencia de Norma IRAM, o de no encontrarse ésta vigente, las certificaciones citadas deberán acreditar el cumplimiento de la Norma IEC aplicable.

En caso de artefactos importados, debe indicarse el país de origen, la razón social del fabricante o la marca comercial registrada, su domicilio legal, la razón social y domicilio legal del importador y del distribuidor en el país y el modelo del producto. 

Según la normativa, el equipamiento eléctrico y sus partes constitutivas se fabricarán de modo que permitan una conexión segura y adecuada.

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.