5 cosas que podemos aplicar de los juicios para la vida diaria

Sacando un poco del contexto judicial, analizaremos la utilidad que pueden tener distintos institutos procesales en nuestro dia a dia

0

Personería

En materia de procedimientos judiciales, es un requisito primario asegurar la identidad de quien se presenta como parte, es decir, comprobar que efectivamente es quien dice ser.

Esto para la vida extra-judicial se podría aplicar en diferentes aspectos, si bien no es esperable que alguien se nos presente acusando una identidad que no posee. Es recomendable tratar de saber quien es, mas bien en un sentido de personalidad, antes de “seguir con el proceso”.

Competencia

En lenguaje judicial, el concepto de competencia hace referencia a la aptitud que tiene, por ejemplo, un juez para dirimir un conflicto. En consecuencia, si nos presentamos antes un juez laboral por una cuestión comercial, este no es competente.

Situándolo en un caso sencillo, si vamos a un restaurante y le preguntamos al mozo cuanto tiempo de cocción tuvo la pasta que estamos comiendo seguramente no lo sepa porque excede lo que razonablemente debería conocer.

Por eso, lo rescatable de este instituto, sería verificar dentro de lo posible que un argumento, por ejemplo, sea dado con autoridad en razón de la función, formación, profesión, etc. de quien lo propone. 

Derecho de defensa

Este derecho consiste en la obligación del juez de escuchar ambas partes para formar su decisión. Es por esto que un imputado penal no está obligado a declarar, porque es un acto de defensa hacerse oir.

Y ¿En que ámbito de la vida NO se aplica esto? Siempre debemos escuchar lo que dice el otro antes de sacar una conclusión, y siempre vamos a querer dar nuestra versión de los hechos antes de que nos acusen de algo. Inserte el ejemplo que quiera aquí.

Prueba

Las partes en juicio presentan las pruebas que creen oportunas para formar la convicción del juez tendiente a decidir en favor de sus intereses. Ahora bien, muchas veces las pruebas las producen expertos, peritos cuya opinión es la que vale al momento de utilizarla como argumento.

En nuestro día a día podría representar el hecho de buscar opiniones expertas en la materia para conformar nuestra opinión/convicción sobre un determinado tema.

Prescripción

Formalmente consiste en una defensa que se puede interponer porque la otra parte dejó transcurrir mucho tiempo sin reclamar. Su fundamento es la negligencia en perseguir su derecho.

A nivel cotidiano, podemos usarlo como incentivo para no “dejar las cosas para mañana”, como dice la famosa frase.

Ya que podríamos ser negligente persiguiendo nuestras metas; llevando a que, en algún momento, la vida misma nos plantee la prescripción.

Deja una respuesta

Enviar comentarios sobre la nota. Su dirección de correo electrónico no será publicada. Esta sección no es para realizar consultas ni asesoramiento legal, que debe procurarse abogado/a.