Nuevos guardaparques en las plazas porteñas

La ciudad auto incorpora personal para el cuidado de esos espacios

1

La ciudad incorporó durante 2018 un total de 261 nuevos agentes para ser guardaparques de las plazas porteñas. Atentos a que se respeten las normas de convivencia y en comunicación permanente con el Sistema de Seguridad, los guardaparques trabajan para que los espacios verdes sean ámbitos amigables, seguros, y accesibles a los vecinos, informaron en un comunicado.

Máxima y Virginia son las guardaparques del Parque de Flora Nativa Benito Quinquela Martín en el barrio de La Boca. “Nosotras somos las encargadas de proteger este espacio verde y de explicarle a los vecinos que todos debemos cuidarlo”, afirma Máxima. “Tenemos que estar atentas a lo que sucede, sobre todo un día como hoy que está muy concurrido”, agrega Virginia.

Si bien faltan espacios verdes en comparación con la cantidad de habitantes, algo positivo de es que esta iniciativa tal vez posibilite cuidar los existentes.

En caso de que se incumpla alguna norma, los guardaparques pueden ordenar el cese de la actividad en falta y tienen la obligación de comunicarlo a su superior de turno. Las normas que pueden incumplirse son pasear perros sin correa o bozal, ensuciar el espacio, cortar flores o plantas, etc.

Para ello, los guardaparques cuentan con nuevos equipos de telefonía móvil, que les permite estar conectados en tiempo real a través de los sistemas de geolocalización (GPS) y geogestión (AGPS). Con esta herramienta envían alarmas que registran de manera inmediata su ubicación y reclamo, y permite que el personal autorizado les brinde una respuesta, o eleve el pedido al 911 en los casos que sea necesario. Bajo este esquema se articula la labor de los guardaparques con la del resto de las fuerzas de seguridad.

A su vez, desde el Gobierno de la Ciudad informan que se creó un equipo de cuidadores de plaza para preservar los espacios verdes, a sus visitantes, a su arbolado y a los monumentos que se emplazan en ellos. La labor de los guardaparques consiste en garantizar una mejor conservación y mantenimiento, y asegurar un mejor uso a los vecinos que concurren a disfrutar de sus plazas. A la vez, se procura un contacto más directo con las necesidades de los vecinos, a través de la inmediatez del vínculo que pueda desarrollarse entre los cuidadores de la plaza y quienes las visitan con frecuencia.

El 27 de febrero se festeja en la Ciudad el Día del Guardaparque, una profesión que requiere de una gran vocación de servicio y respeto por la naturaleza.

1 comentario
  1. Neru dice

    ¿Existe algún sitio donde diga qué está permitido y qué no hacer en una plaza/parque? Es decir, por ejemplo, antes habían carteles que decían que los perros no podían estar fuera del canil o que no se podía pisar el pasto. Y ahora, la gente, no sabe qué está permitido y que no. Entonces, ¿cómo uno puede saberlo?

Deja una respuesta

Enviar comentarios sobre la nota. Su dirección de correo electrónico no será publicada. Esta sección no es para realizar consultas ni asesoramiento legal, que debe procurarse abogado/a.